Publicidad

Las acciones españolas arden en las manos

El desplome de ayer en el Ibex 35 se produjo con deterioro técnico. Prácticamente todos los valores de alta capitalización están mal, la única excepción es Inditex. El sector bancario está muy tocado y en riesgo de buscar los mínimos del pasado verano. A esto hay que añadir una gráficos de  Telefonica, Iberdrola y Repsol que animan a pensar en más caídas. Esta última, además del problema que tiene en Argentina, se enfrenta a un ambiente general con caídas del sector en todo el mundo. El déficit disparado y la huelga no son cosas que hagan confiar al inversor extranjero. Llevamos ya muchos meses con un comportamiento mucho más débil que el resto de los mercados europeos pero el efecto se está intensificando. Si el mercado tiene la impresión de que el déficit se desboca y se percibe un gobierno débil puede reproducirse lo que hemos visto ya demasiadas veces: CDS disparados, prima de riesgo subiendo con fuerza, cortos agresivos, rumores de reestructuración de deuda, etc. Y de esto ya hay algo.

En relación a la bolsa norteamericana y europea see pueden observar percepciones muy dispares, hay informes de bancos que auguran un comportamiento brillante y otros dicen todo lo contrario, pero lo que parece evidente es que la semana pasada había cierta euforia en el mercado, un alto consenso alcista, muy baja volatilidad (hoy sigue prácticamentge igual) y existe todavía una alta exposición por parte de las instituciones. El ambiente sigue invitando a ser cautos e ir buscando síntomas de vuelta en los índices, pero síntomas claros de alarma no hay.

Ayer el mercado norteamericano cedió ligeramente aunque parece razonable pensar que hay un soporte en los 13.050 de Dow Jones, además de que el Nasdaq continúa fuerte y en principio, mientras no pierda la zona de los 2.750 parece probable que el tramo al alza continúe.

El mercado alemán tampoco presenta deterioro. Hay valores que muestran caídas pero que no son incoherentes con un comportamiento de fondo positivo. Infineon atacó ayer la zona de resistencia situada en 7,70, y en caso de superar ese nivel podría desarrollarse un movimiento de cierta entidad. Y otros valores aunque parece que tienen una tendencia lateral de corto plazo no muestran síntomas de debilidad.

El mercado francés ha estado algo más flojo aunque la situación es parecida, aún hay valores pendientes de cambiar de tendencia pero hay gráficos atractivos como puede ser Veolia, ST Microelectronics y Natixis.

El Ibex 35, en mi opinión, está ya fuera de control, a menos que se produzca una reacción inmediata cosa que parece poco probable habría que tener en mente los 7.800-7.750. La caída iniciada a principios de febrero por el sector bancario tiene un fondo incierto debido a que hay aparentemente dos tramos y el segundo tramo esta ahora en desarrollo. Dentro de todo el sector parece que Santander tiene un gráfico algo mejor, pero la pérdida de los 5,85 no es un buen síntoma.

TELEFONICA: arranca un tramo a la baja iniciado el pasado día 21de marzo. El nivel de soporte que pueda estimarse es muy incierto y más bien parece que hay riesgo de que vaya a buscar los 12. El hecho de que hasta mediados de febrero haya tenido un comportamiento muy lateral que al final desemboca en una caída, no es un buen síntoma en términos de tendencia principal. Solamente mejoraría en caso de que superara la zona de los 13 cosa que, de momento, parece  improbable.

TEF

BANKINTER: después de haber dado síntomas favorables, retrocede buena parte de lo ganado. La pérdida del nivel de los 4,40 deja un gráfico muy poco atractivo. Posiblemente es el único banco que ha dado síntomas de cambio de sentimiento pero estamos viendo un comportamiento muy débil. En la zona de los 4 – 3,90 podría haber un primer soporte pero apostar que la caída se va a frenar ahí es muy aventurado.

bkt

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *